¡Hola!

Hace un tiempo os dije que había montado un pequeño grupo de desarrollo junto a unos amigos llamado Impoqo Games, lamentablemente los posts donde hablo de ello se fueron al garete junto con todo el contenido creado hasta entonces.

El caso es que estuvimos mucho tiempo -demasiado- barajando conceptos y mecánicas sin que nada viera la luz de una manera definitiva, creo que el error que cometimos (no se sí mis compañeros devs estarán de acuerdo con esto) es que o bien apuntamos demasiado alto desde el inicio, un error clásico de novatos, o bien el hecho de no habernos impuesto de manera seria una fecha límite.

Yo hasta ahora había estado desarrollando sólo y claro, la manera de trabajar no es la misma. Sí te pasa como a mí, que trabajas a “picos” de intensidad, ya sea porque tienes poco tiempo libre para desarrollar o porque eres un puto vago que sólo trabajas cuando estás “inspirado” tienes que tener claro que cuando trabajas en un equipo debes cambiar tu chip, ya que en un equipo si uno de los miembros “flojea” perjudica seriamente a los demás, retrasando el proyecto de sobremanera.

Como vimos que por H o por B nunca llegamos a culminar ningún proyecto, nos empezó a interesar el mundillo de las Game Jams.

LD2009-HighresNoShadow-550x76

-¿Y que carajos es una Game Jam Rubén? ¿Usas palabrás en inglés para parecer guay no?

-Sí, mi objetivo es ser un desarrollador de videojuegos chupiguay aunque ya no saque juegos. Sólo me queda postear en Twitter gifs animados, con mecánicas pixel art procedurales claro, que haya aprendido a programar esa tarde con algún vidéotutorial y ya podré recoger mi título de pro-gamedev.

Una Game Jam es básicamente un evento donde se propone un tema y los participantes tienen que desarrollar un juego en un tiempo limitado. Por ejemplo una de las más antiguas, la Ludum Dare (llevan ya 15 años haciendo éstos eventos) la comunidad vota sobre un tema, normalmente suelen proponerse cosas descabelladas o divertidas, y una vez que llega el día en que se sepa la temática final empieza la Jam, un fin de semana entero, de Viernes a Domingo, 72 horas para desarrollar un juego, ni más, ni menos.

Generalmente no suele requerirse que el juego esté 100% acabado, con que logres sacar algo que sea jugable es suficiente, además ya tendrás una base hecha para lanzar más adelante una versión post-jam con los bugs solucionados y el juego terminado.

Creo que de momento el formato de las Game Jams nos es adecuado por varios motivos, el primero es que es una manera genial de sacar cosas adelante, el plazo aquí no lo ponemos nosotros y cuando eso sucede resulta que trabajamos de puta madre. El segundo motivo por el que nos interesa es el de coger experiencia, porque tenemos que ser claros en éste aspecto, nosotros no somos desarrolladores indies, somos desarrolladores amateurs, no tenemos apenas experiencia y las Game Jams nos van a ayudar a mejorar nuestras habilidades.

Así que en Febrero decidimos hacer una por nuestra cuenta, ya que la Ludum Dare solamente hace 3 jams al año y como aún no conocíamos la existencia de itch.io/jams pues no sabíamos en cual participar al final cogimos la última temática de la Ludum Dare, “One Room”. Es decir, todo el juego debía desarrollarse en un solo escenario.

Decidimos no complicarnos mucho la vida en cuanto a mecánicas y nos decantamos por un shooter en vista cenital, rollo Hot Line Miami, algo asequible dadas nuestras habilidades y la verdad es que no pudo ir mejor. Curramos como cabrones sí, hubo que programar todas las mecánicas y hubo que hacer todos los gráficos (con sus animaciones) pero teníamos claro el objetivo y eso fue lo que nos hizo funcionar.

Al final sacamos el juego, tiene un millón de bugs y la curva de dificultad es absurda, pero oye lo hemos hecho todo desde cero en 48 horas, creo que el resultado es más que aceptable. Oriol y Rodrigo se ocuparon de la parte de programación y yo me ocupé de la parte gráfica del juego.

¿Queréis probarlo?

Descarga The Zombie Club.